Yerberito

Cultiva especias y hierbas aromáticas en casa

El secreto de los sabores de muchos platos están en sus ingredientes.
miércoles, 10 julio 2019
Cortesía | Compra plantas de aquellas que son más lentas en crecimiento

El acompañamiento ideal de algunos platos son los condimentos o las hierbas aromáticas, que pueden ser combinadas con los menús del día, orientadas a balancear la adecuada alimentación y cumplir con los indicativos de nutrición que sugieren los especialistas.
Estos condimentos permiten darle sabor y aroma a las comidas dependiendo los gustos de los comensales. Puedes cultivarlas para aprovechar su frescura y teniéndolas siempre a mano. Algunas de ellas son fáciles de cuidar y ofrecen beneficios en la cocina, entre ellos ahorrar.

Condiciones necesarias
Cada planta requiere atenciones particulares para su cultivo, sin embargo todas tiene en común que la luz es parte de su desarrollo vital.
La mayoría de aromáticas y condimentarias son bastante exigentes en lo que se refiere a luz. Unas 6 horas como mínimo resultan necesarias para un buen crecimiento. No la subestimes, cuanta más, mejor.
Del mismo modo atender su drenaje es importante, un exceso de agua en las raíces es una cosa seria para la mayoría de las aromáticas. Un buen drenaje es indispensable para el buen desarrollo de las raíces. Asegúrate de que las macetas cuentan con agujeros en la base.

Tipos por temporadas
Hay muchos tipos de aromáticas, las clasifican de acuerdo a su época o temporalidad; unas son del tipo perennes anual o bianual. Es importante saber a qué grupo pertenecen las que desee cultivar, ya que hay que tratarlas de modo diferente.
La diferencia en los ciclos de vida puede ser un problema si decidimos plantarlas juntas, ya que la gestión del espacio es diferente. Las anuales y bianuales necesitarán un reemplazo cada una o dos temporadas.
Por eso lo mejor es agruparlas por su ciclo de vida.
Las perennes mantienen las hojas durante todo el año, entre ellas están el romero, la lavanda, el tomillo, la salvia y la menta; estas dos últimas pueden perder sus hojas dependiendo del clima, pero vuelven a rebrotar en si hay cambio natural de sus aires.
En cambio las bianuales, como el perejil, duran dos años, en el que el primero dan tallos y hojas y al final del último dan flores, para después morir.
Las anuales son todas aquellas que duran únicamente una temporada, como por ejemplo el cebollín, la albahaca y el eneldo, claro, considerando el lugar en donde son ubicadas.

Sugerencias
El sustrato de las macetas, al ser un volumen limitado y pequeño, se seca antes, este factor aumenta cuanto menor es el volumen de las macetas, con lo que siempre es preferible optar por una maceta más grande y plantar varias en ella. Al tener más volumen de sustrato el agua tarda más en evaporarse.
Además, combinando plantas altas con rastreras -como tomillo, que es bajito y crece a lo ancho, con romero, que crece a lo alto- podemos llegar a cubrir toda la superficie de la maceta, impidiendo que los rayos de sol incidan directamente y conservando mejor la humedad y temperatura del suelo. Los policultivos suelen confundir a las plagas, dificultándoles encontrar su cultivo favorito.

Ten la información al instante en tu celular. Únete al grupo de Diario Primicia en WhatsApp a través del siguiente link: https://chat.whatsapp.com/Fhv1cSBfZWLLezfVJftHPN

También estamos en Telegram como @DiarioPrimicia, únete aquí https://t.me/diarioprimicia

Lea Tambien: