Salud

OMS: 20% de los niños y adolescentes ya tienen problemas de salud mental

No tener una buena salud mental significa que la persona enfrenta condiciones que le impiden desarrollar su potencial
sábado, 10 octubre 2020
Cortesía | Según los expertos no hay suficiente inversión en el área

María Elena Medina Mora, jefa del Departamento de Psiquiatría y Salud Mental de la Universidad Nacional Autónoma de México (Unam), explica que, si bien aún no existen cifras específicas del impacto del covid-19 en la salud mental, sí se sabe que esta pandemia generará un aumento de la demanda de estos servicios.

No tener una buena salud mental significa que la persona enfrenta condiciones que le impiden desarrollar su potencial, comentaba Medina Mora.

«Lograr que la población conserve la salud mental, además de la salud física, depende, en gran parte, de la realización exitosa de acciones de salud pública, para prevenir las enfermedades, tratar y lograr que los pacientes puedan reintegrarse a la sociedad», expone.

La especialista detalla que entre las principales enfermedades mentales están la depresión, la ansiedad, la epilepsia, las demencias y la esquizofrenia, y la mitad de ellas surgen antes de los 14 años.

Según advierte la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 20 % de los niños y adolescentes a nivel global tienen problemas de salud mental.

Quitarse la vida es una consecuencia

Según varios expertos, el quitarse la vida es una posible consecuencia de los trastornos mentales, con una tasa de mortalidad de 7,3 por 100.000 habitantes en Latinoamérica.

Se estima que la pandemia podría incrementar hasta en 20 % las muertes de este tipo en Latinoamérica, donde la población más vulnerable es la más joven.

Los factores de riesgo para desarrollar enfermedades mentales «han aumentado debido a la pandemia», asegura Ángel Prado García, director general adjunto de Operación y Patronatos de los Centros de Integración Juvenil (CIJ) en México.

Prado García afirma que las llamadas a servicios de atención psicológica han incrementado.

Aunque «esto no quiere decir que los intentos de quitarse la vida hayan aumentado, sino que por la pandemia ahora están más disponibles los servicios a través de computadoras y atención telemática».

Mayor inversión

La salud mental es un asunto desatendido y olvidado pese a que debería ser una prioridad en el sistema de salud, lamentan especialistas.

«Las enfermedades mentales comenzaron a tratarse fuera del sistema, y el primer nivel de atención no las considera preferentes, en parte porque los afectados no saben cómo buscar ayuda ni cómo reportar sus síntomas», señala Medina Mora.

En consecuencia, los enfermos graves mueren entre 10 y 15 años antes de la esperanza de vida porque su comorbilidad no recibe atención, y no hay comunicación clara entre individuos con esta experiencia, médicos e instituciones.

El doctor Prado García puntualiza que la atención de la salud mental debe empezar desde la primera infancia, cuando el cerebro es más vulnerable a los factores del medio ambiente, pero también cuando mayores logros se obtienen de una buena estimulación.

«Es necesario establecer estrategias para que el médico general pueda identificar lo más pronto posible los problemas y realizar un diagnóstico rápido y certero», dice.

Ten la información al instante en tu celular. Únete al grupo de Diario Primicia en WhatsApp a través del siguiente link: https://chat.whatsapp.com/Fw1iPqx0rJ15GJ35IOT7Gy

También estamos en Telegram como @DiarioPrimicia, únete aquí https://t.me/diarioprimicia

Lea También:
error: