Especiales

Francisca Duarte en el olvido

Transcurre el tiempo y Francisca Duarte se “hunde” en decadencia, ante la falta de atención gubernamental. Las fallas de servicios básicos y ausencia de algunos golpean emocional y económicamente a quienes residen acá.
martes, 29 enero 2019
Francisca Duarte (Wuilmer Barrero)
Wuilmer Barrero | Habitantes deben caminar varios kilómetros para poder hacer uso del transporte público

Desbordamiento de aguas negras, carencia de aguas blancas, ausencia de unidades de transporte público, calles sin asfaltar, falta de alumbrado público y presencia de colectivos en algunas zonas, son las carencias que aquejan a los habitantes del sector Francisca Duarte, en la vía a El Pao.

Roberto Ledezma, habitante de la comunidad indicó que las deficiencias son muchas, por lo cual, se sienten olvidados por los entes gubernamentales.

“La situación es crítica ya que son muchas las familias afectadas ante la ausencia de servicio básicos y estamos sobreviviendo a una triste realidad”.

Lezama comenta que el colapso de las aguas negras en los sectores I, II, III y IV de la mencionada comunidad, los mantiene alarmados, ante los altos índices de contaminación y paludismo, afectando la calidad de vida de los vecinos.

“No hace falta que llueva para que las cloacas se desborden, en pleno verano las aguas negras corren por las calles y los malos olores invaden las casas. Junto a esas aguas las personas venden alimentos y nosotros por necesidad los compramos”.

 

Algunas calles carecen de asfaltado

Calles rotas

El bote de aguas negras, ha ido más allá y ha ocasionado que las calles se vayan deteriorando con el tiempo, originando grandes cráteres que toman por sorpresa a residentes y foráneos.

 

Luis Monasterios, residente de la comunidad explicó que los conductores a diario caen en los huecos y rompen sus carros.

Monasterios alegó que el alto costo de los repuestos impide a conductores comprar las piezas para los vehículos por lo que muchos han tenido que “parar” sus carros rotos a causa de los huecos.

Esto se evidencia en la calle principal de la mencionada comunidad, pero en las más de 15 calles que tiene cada sector se puede apreciar la ausencia de asfaltado, fueron pocas transversales las que recibieron el beneficio del bacheo.

No solo tierra se aprecia en estas calles, ademas de esto grandes lagunas de aguas se perciben en varios puntos de las calles.

En algunos, casos estas son ocasionadas por manantiales, las otras en su mayoría simplemente son producto de las aguas negras que recorren la comunidad y forman grandes pozos de agua que son atravesados por los residentes del lugar.

Esto ha ocasionado que algunas calles, simplemente quedaran incomunicadas, es decir, no son transitadas ni por vehículos, ni por personas.

 

Aguas negras se apoderaron de la comunidad

 

Carencia de agua

Luego de fundada la comunidad y luego de varios años, solo algunas calles contaban con el beneficio del agua -de manera limitada-.

Esto fue posible gracias a la unión de varios vecinos que ejecutaron el proyecto de colocar tuberías de aguas blancas en los sectores que habitaban, pero esto solo les duró poco tiempo.

En la actualidad, la comunidad no cuentan con el servicio de aguas blancas, por lo que tienen que “resolver” para solventar la situación.

José Morales, residente de la comunidad, explicó que en algunos sectores se vende agua y es así como obtiene el vital liquido.

Morales alegó que otros esperan que pase un camión cisterna, pero este solo pasa en pocas ocasiones y únicamente por la avenida principal, ya que no se mete para las transversales para no dañar el camión.

Matilda Zambrano, alegó que son 2.250 bolívares soberanos, lo que cuesta un tanque que almacena cuatro tambores de agua.

Relató que es grande la inversión monetaria que tienen semanalmente, ya que deben comprar botellones de agua para cubrir las necesidades del hogar.

Afectados esperan algún día poder disfrutar de vital liquido sin restricciones y evitar así la inversión de tanto dinero.

Sin transporte ni abastos

Quienes residen en esta comunidad padecen las calamidades de no contar con el servicio de transporte público.

Son varios kilómetros los que tienen que caminar los habitantes del sector para poder montarse en un camión que solo pasa por la vía a El Pao.

Esto ocasiona que muchos estudiantes y empleados tengan que madrugar para poder llegar temprano a sus destinos y no estar al momento en el que la parada “colapse” de pasajeros.

 

Algunas calles están totalmente a oscuras

A esto se le suma el excesivo costo que tienen que pagar por montarse en los camiones, que funcionan para trasladar personas.

“Yo pago 100 bolívares soberanos a los camiones, no me queda de otra, hay que trasladarse y es lo único que pasa por acá”, comentó Pedro Figuera, residente de la comunidad.

Otros de los problemas que afronta la comunidad es la falta de supermercados y abastos para hacer compras de productos de primera necesidad.

“Acá no hay donde comprar nada, lo único que se ve en la avenida es yuca”, relató Luis Perdomo.

Al ser cuestionado sobre como hacen para comprar alimentos, Perdomo relató que tienen que trasladarse al mercado de Chirica u otros puntos de la ciudad. Luego de los saqueos, Perdomo denunció que no tienen donde conseguir alimentos y se las han visto “feas”.

Residentes esperan que la municipalidad o gobernación del estado se “acuerden” de ellos y les solventen las carencias por las que sufren a diario.

 

Colectivos toman el sector

Por medidas de seguridad, un residente de Francisca Duarte, no reveló su nombre, pero aseguró que en varios puntos de la comunidad existe la presencia de grupos armados que cobran vacuna a los residentes. Ante esto, varios vecinos de la comunidad han tomado la decisión de mudarse del sector para no ser víctimas de los grupos armados.

 

Ten la información al instante en tu celular. Únete al grupo de Diario Primicia en WhatsApp a través del siguiente link: https://chat.whatsapp.com/Iz9ipvYjAnxFCJcV5hWzES

También estamos en Telegram como @DiarioPrimicia, únete aquí https://t.me/diarioprimicia

Lea Tambien: