Trabajo

ITG rechaza criminalización de protestas laborales

Cuestionan “acciones represivas” por parte de organismos de seguridad del Estado.
viernes, 21 diciembre 2018
Elieser Silveira | Reclaman sus beneficios

Representantes de la Intersectorial de Trabajadores de Guayana (ITG) rechazan las detenciones de empleados de Ferrominera Orinoco (FMO) y Venalum; pero también, condenan la intención del Gobierno nacional de “criminalizar las protestas laborales”.

Ramón Machuca, integrante de la ITG y ex presidente del Sindicato Único de Trabajadores de la Industria Siderúrgica y sus Similares (Sutiss), cuestiona “las acciones represivas” por parte de órganos del Estado contra los trabajadores.

“No es solo la acción en sí, sino la detención de 16 compañeros”.

Machuca no entiende cómo a trabajadores que ”nunca han portado armas” son reprimidos por comandos de contrainteligencia.
Informa que estos comandos son utilizados para atender casos de subversión, cuando se pone en peligro la vida del presidente y la estabilidad de un país.

“Hay una brutal represión contra indefensos padres de familia y trabajadores”.
El líder sindical manifiesta que “el único delito que ha cometido la clase obrera es el de defender sus derechos contractuales”.

“El día 13 (de diciembre) presentamos un documento en Miraflores en el que exhortamos al presidente Nicolás Maduro a cesar la represión; y el 14, un grupo armado irrumpió en Venalum llevándose detenidos a cuatro trabajadores”.

No pueden callar

Machuca destaca que las denuncias que han hecho es porque no se puede tapar ni callar lo que está ocurriendo con los trabajadores, ya que se convertirían en cómplices.

“Debemos hacer una profunda reflexión porque con el silencio permitimos que la lucha legítima de los trabajadores se penalice y se convierta en un acto delictivo más y eso no puede ser”.

Llamado al sistema judicial

Por su parte, Ramón Gómez, secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de Empleados Públicos de la Corporación Venezolana de Guayana (Sunep CVG), afirma que aparte de condenar la “represión brutal”, hacen un llamado al sistema judicial venezolano, ya que está quedando en entredicho la transparencia de esta institución “al permitir y emitir privativas de libertad contra los trabajadores sin las pruebas suficientes”.

Asimismo, Alejandro Álvarez, secretario general del sindicato Sidernar del Complejo Siderúrgico Nacional, asegura que el Gobierno violenta las leyes.

Por ello, asegura que como ciudadanos venezolanos tienen el deber de restituir la democracia y la libertad sindical que se ha visto amenazada en los últimos meses.