Niños y Jóvenes

Isabella Silva:
“La música me apasiona”

La joven de 15 años sueña con una sociedad más sensible al tema del arte y la cultura.
domingo, 14 octubre 2018
Isabella Rivas (Elieser Silveira)
Elieser Silveira | Inspira a todos los jóvenes a seguir sus sueños y trabajar por ellos

Isabella Silva es una joven segura, creativa, soñadora y decidida. Tiene ojos vivaces, una sonrisa que cautiva, cabello rulo y piel canela.

 

A sus 15 años disfruta enormemente su participación en la Orquesta Sinfónica de Fundación Lala, institución en la que ejecuta magistralmente el violín.

 

Su historia con la música inició hace 4 años. “Todo comenzó cuando mis padres me llevaron a tomar clases a la academia de música de Fundación Lala. En un principio yo quería clases de guitarra, pero ya no había cupos así que tuve que optar por otro instrumento y la opción fue el violín”, relata Silva.

 

Como nada es casualidad, sería ese el instrumento del que se enamoraría. “Ahora lo amo y lo adoro”, revela entre risas.

 

Con cuerpo curvilíneo, cuerpo en tono terracota y un arco que lo hace sonar, el violín de Isabella es su fiel compañero.

 

Considera que la constancia, los ensayos, el empeño han sido claves para poder lograr esas piezas que a veces resultan difíciles.

 

“Tocar violín me encanta, la música me apasiona. Me transmite paz”, asegura la artista guayanesa.

 

Fue a los 11 años cuando inició sus clases, la formación en Lenguaje Musical también ha estado presente en estos primeros cuatro años y acumula la experiencia de innumerables conciertos en la sede de Lala, en Orinokia Mall y en tantos otros lugares en donde ha actuado como abanderada de la música.

 

“Esto para mi aún es un hobbie, porque no me veo estudiando una carrera relacionada con la música. Quizá en unos años pueda que cambie, pero ahora es así. Pero no significa que la voy a dejar. De aquí a cinco años me veo tocando en una orquesta fuera de Venezuela”, dice con seguridad la jovencita que planea cursar estudios superiores en Diseño Automotriz.

 

Valores

“La música me gusta y me mantiene ocupada en algo productivo. Estar en la orquesta me ha enseñado a ser disciplinada, a tener responsabilidad, a aprender del Trabajo en equipo”, apunta la estudiante de cuarto año de bachillerato, quien confiesa que ha cancelado muchas veces citas con sus amigos por acudir a los ensayos musicales.

 

Con la academia y sus conciertos ha podido compartir escenario con grandes de la música venezolana como el flautista Huáscar Barradas y el cuatrista nominado al Grammy Latino 2018, Miguel Siso.

 

Le encanta ejecutar diferentes temas, no tiene canciones favoritas, sino retos por asumir. Así como puede tocar “Pasillaneando”, se deleita en interpretación de piezas de Johan Sebastian Bach.

 

“Siempre estamos buscando la excelencia, ser excelentes. El profesor Ennio Palumbi, director de la orquesta, nos guía, nos exige. Nos evalúa por ejemplo en una escala de 1 al 10 en cada ensayo y así nos vamos preparando hasta estar listos para el concierto”, comparte.

 

Recuerda con cariño una de sus primeras presentaciones en el Hotel Plaza Merú con motivo del aniversario de Puerto Ordaz. “Ese día toqué ‘Moliendo Cafè`”, realata con orgullo.

 

Tiene más pendientes en la música: aprender a tocar más instrumentos. Le llaman la atención el chelo, piano, la guitarra y la flauta trasversa.

 

“Además del violín también toco la flauta dulce”, apunta la artista.

 

El mensaje de la música

“Siento que el apoyo del público en Guayana ha sido muy grande y además me sorprende lo rápido que hemos avanzado como orquesta”, valora Silva.

 

Para ella la música es vida. “Signifca muchas cosas, yo escucho música todo el día pero para mi también es especial saber que yo puedo hacerla, tocarla. La música me ha abierto muchas puertas, oportunidades. Yo por ejemplo me imaginaba en un escenario, ante mucha gente y eso lo he podido cumplir. Por eso digo que los sueños sí se cumplen”, subraya.

 

“Yo considero que en Venezuela hay muchísimo talento para exportar, no solo en la música, sino también el dibujo, la pintura, la danza, el teatro. Pero siento que a veces la gente no le da la importancia que merece el arte. Por ejemplo, se invita a un concierto para la ciudad, para la familia, y las personas no van. Esos eventos hay que aprovecharlos y disfrutarlos”, señala la adolescente.

 

La música, la cultura, a su juicio educa a la población.

 

Es por eso que si tuviera que emprender una campaña de responsablidad social ya tiene claro el tema.

 

“Me gustaría enseñar música. Que más niños, desde pequeños aprendan y conozcan de este mundo que les llevará a ser mejores personas”, sostiene la violinista.

 

Conectar con los jóvenes

Isabella Silva, plantea que en la actualidad a los jóvenes no es ajena la realidad del país. Invita sin embargo a ver el lado positivo, recordar los valores y las cosas que sacan lo mejor de las personas.

 

También invitó a reflexionar sobre el tema del bullying en las aulas de clase. Por otro lado, si hay algo que tiene atrapada la atención de los adolescentes en la actualidad es el uso de las redes sociales.

 

“Si bien algunas personas solo lo usan para colocar fotos y eso, considero que pueden tener un uso positivo. Yo también dibujo y tengo habilidades para las manualidades, hago carteles de cumpleaños y otros arreglos y empecé a compartir lo que hago a través de una cuenta en Instagram llamada @purosgarabatos. Ha sido muy bueno porque la gente ve lo que publico y he recibido likes de personas de países como Argentina y Estados Unidos. Es una manera de usar positivamente las redes sociales”, argumenta la estudiante.

 

Isabella considera fundamental el apoyo de su familia para lograr todo lo que se ha propuesto. Agradece a sus padres José Silva y Yaneth Colón por la paciencia y estar allí, “al pie del cañón” acompañándola en cada etapa.

 

Motiva a todos los jóvenes a seguir sus sueños y trabajar por ellos.

 

Cuenta Instagram

@isa2410s / @purogarabatos

Lea Tambien: